Recursos & Herramientas
Xavier Veyrey

Por

CEO, APAC & Europe

A principios de año, se nombró a Xavier Veyry CEO de AXA XL en APAC & Europe. Desde que se incorporó a AXA en 1996, Xavier ha trabajado en varias áreas del negocio de AXA y en distintos países de todo el mundo. Recientemente fue CEO de AXA en China y Presidente Ejecutivo de AXA Tianping. Mientras nos adentramos en el Año Chino del Buey, Xavier Veyry habla sobre la importancia de entender las culturas locales y de incorporar la diversidad para tener éxito en los negocios.

A lo largo de mi carrera profesional, he vivido en 12 países de Asia, Europa y Oriente Medio. Ha sido una experiencia realmente gratificante, tanto a nivel personal como a nivel de liderazgo profesional.

Los países y regiones en los que he vivido y desarrollado mi carrera son muy diversos, tanto en términos de cultura como de mercados de seguros. Puede que la lección más valiosa que he aprendido sea que para tener éxito en los negocios es importante ser curioso y experimentar las cosas de primera mano. Es necesario tratar de entender la historia, la ubicación geográfica y el entorno en el que se trabaja. Esto te permite comprender mejor a las personas con las que trabajas: si comprendes dónde y cómo viven, puedes entender cómo trabajan y cómo liderar e inspirar a los equipos.

Creo que una pequeña, pero interesante, observación de mi época en Asia lo pone de manifiesto. A medida que mis hijos crecían, como muchos padres, me encantaba llevarlos a parques locales para que jugasen. Y me di cuenta de que incluso una actividad normal como esta puede aportar información valiosa sobre cómo funcionan las sociedades, la cultura local y cómo se comportan las personas, tanto dentro como fuera del trabajo. En Corea del Sur, por ejemplo, me di cuenta de que a menudo los grupos familiares en los parques no se mezclaban, dándoles espacio y distancia a los demás de un modo respetuoso. Por otra parte, durante mi estancia en China, la experiencia fue bastante diferente. Otros niños del parque sentían una gran curiosidad por mí y mi familia, y estaban dispuestos a interactuar con nosotros. Estas experiencias de contraste, quizás sin demasiada importancia pero fascinantes, me mostraron algo acerca de las culturas en las que vivía y trabajaba, y me orientaron sobre cómo interactuar con mis compañeros y dirigir equipos.

La región que dirijo ahora en AXA XL engloba nuestras operaciones en los mercados maduros de seguros de Europa y Australia, y los mercados de seguros en desarrollo de Asia. Creo que esta diversidad es extremadamente emocionante y valiosa. Las experiencias que he vivido (y que seguiré viviendo) trabajando en distintos países y regiones ayudarán a orientar el modo en que trabajamos mi equipo y yo.

En Europa, por ejemplo, las industrias son maduras y suelen ser resilientes, pero, por esto mismo, están menos abiertas a desarrollos disruptivos e innovación rápida. Por otra parte, en muchas economías asiáticas, el cambio es una constante y la gente tiende a estar muy abierta a la innovación y al crecimiento.

Sin perjuicio de la pandemia de COVID-19, la economía de la región Asia-Pacífico es la que crece más rápidamente en el mundo. Según los datos de McKinsey, Asia representará más del 50 % del producto interior bruto global y alrededor del 40 % del consumo mundial para 2040. La región alberga más de la mitad de la población mundial y, lo que es más importante, alberga su clase media, calculada mediante la paridad de poder adquisitivo. Sectores como el juego y el comercio electrónico están creciendo rápidamente en Asia, en comparación con Europa, donde aún predominan los sectores industriales más tradicionales.

La intensa competencia en muchas economías asiáticas locales puede significar que las decisiones sean estratégicas y tácticas al mismo tiempo: los empleados son pensadores estratégicos, pero a menudo están dispuestos a tomar decisiones tácticas para aprovechar las oportunidades a medida que se presentan. Esto puede significar que el negocio no se desarrolle de la manera lineal prevista cuando se elaboraron los planes por primera vez.

Como AXA XL, podemos aprovechar las ventajas de esta diversidad de cultura y pensamiento. Ser disciplinados y estar listos para aceptar retos y oportunidades, centrándonos en los detalles, pero también listos para cambiar de rumbo rápidamente si es necesario, serán atributos que nos permitirán seguir forjando un crecimiento rentable en Asia, Australia y Europa.

Desafíos futuros

El COVID-19 ha sido una tragedia para las sociedades de Asia, Australia y Europa, así como para el resto del mundo. Tengo presentes en mis pensamientos a los miles de personas, muchos de ellos compañeros, cuyas vidas se han visto afectadas por este virus terrible y la devastación que ha causado.

Ha sido un año extraño para asumir un nuevo cargo. La pandemia de COVID-19 ha tenido un profundo impacto en empresas de todo tipo, incluidas las nuestras. Me ha sorprendido e impresionado infinitamente la capacidad y la voluntad de los compañeros de trabajo para adaptarse a su trabajo de diferentes maneras.

Esta disposición a adaptarse ha permitido que empresas como la nuestra sigan innovando, incluso en el contexto de una pandemia global con efectos sociales y económicos sin precedentes.

Ahora que nos adentramos en el nuevo Año Chino del Buey, estamos preparados para afrontar nuevos retos. Si bien el despliegue de las vacunas contra el COVID-19 en todo el mundo ha dado esperanzas, muchos países están luchando ahora contra nuevas variantes del virus, así como contra los efectos a largo plazo del COVID-19 en la salud, la sociedad y la economía. Al igual que muchos sectores empresariales, el mercado de los seguros se encuentra en un periodo de cambio. Creo que podemos aprovechar la diversidad que tenemos en esta región para hacer frente a los retos que nos esperan, aprovechar las oportunidades, innovar y crecer.

Puedes contactar al autor completando este formulario

Tu nombre
Tu apellido
Selecciona tu país
Invalid email
Invalid Captcha
 
Suscribirse

Más Artículos